Cerrar

El Círculo de Estudios sobre Innovación analiza las vías para mejorar la calidad de vida a través de la economía social

Debate IV

Conclusiones debate 4: La innovación social y la innovación empresarial

Círculo de Estudios sobre Innovación

Círculo de Estudios sobre Innovación

Publicado el martes, 11 de enero de 2022 a las 16:11

Mostrar ampliado

Debate 4 del Círculo de Estudios sobre Innovación | La innovación social y la innovación empresarial

La importancia creciente de las empresas sociales, el emprendimiento social, la economía social, la economía solidaria y la innovación social ha promovido la aparición de multitud de redes para conceptualizar lo que son e impulsar métodos para desplegar todo su potencial, cuyo objetivo es construir un corpus internacional de conocimiento teórico y empírico, pluralista en disciplinas y metodologías sobre economía social. En momentos de crisis, marcada por el aumento de la desigualdad, la degradación medioambiental y el cambio climático, urge a que, partiendo de valores humanos y de sostenibilidad, los distintos colectivos e individuos recuperen la lógica que concluye que la economía y las empresas deberían estar al servicio de las necesidades de las personas considerando los límites del planeta que habitamos, apoyándose en el conocimiento disponible, los nuevos métodos de innovar, los nuevos mecanismos para cooperar, las fórmulas jurídicas apropiadas, y contando con el apoyo de las instituciones públicas y privadas.

En este marco de reflexión, el Círculo de Estudios sobre Innovación, organizó el 22 de diciembre, en un encuentro en la Sala Matilde Salvador del Centro Cultural La Nau de la Universitat de València, su cuarto debate, con el título Vías para que la innovación contribuya a mejorar la calidad de vida de las personas. La innovación social y la innovación empresarial, con la vocación de responder a numerosas cuestiones, entre ellas, cómo promover los valores que fundamentan la innovación social; cómo facilitar el desarrollo de las iniciativas de emprendimiento social; y cómo apoyar a las empresas sociales considerando su impacto.

Promover el impacto social positivo

Ante una realidad en la que cada vez son más los emprendedores que orientan sus iniciativas empresariales a la búsqueda de un impacto social positivo, se vuelve necesario adoptar un método estándar para valorar el impacto social de las iniciativas que se desarrollen y aplicar, dependiendo de dicho impacto, incentivos graduales que promuevan la economía social. Esta fue una de las reflexiones que compartieron los participantes en el encuentro promovido por el Círculo de Estudios sobre Innovación.

En el debate también se abordó la utilización creciente de las entidades financieras de los criterios de inversión relacionados con el impacto social y medioambiental esperado, una situación que requiere innovar fórmulas de inversión público–privada que favorezcan el impacto social de las iniciativas que se financien, por ejemplo, apoyando con recursos públicos las promovidas por emprendedores que persigan ese fin.

Entre los puntos de acuerdo de los participantes destacó la discriminación positiva de las empresas con impacto social o medioambiental y su visibilidad como vía para promover el desarrollo de la economía social, incluyendo su priorización en contratos públicos o la creación de un fondo público para apoyar iniciativas de este tipo, entre otras medidas.

Los especialistas convocados también sugirieron que las políticas para favorecer la economía social deberían depender de la Presidencia de la Generalitat Valenciana, por su transversalidad y efecto en las competencias de todos los departamentos gubernamentales, y que la innovación social debería formar parte de la Estrategia de Especialización Inteligente para la Investigación y la Innovación de la Comunidad Valenciana (RIS3-CV). Sin embargo, los integrantes en el debate también lamentaron que, aunque las Administraciones Públicas encargadas de promover la innovación apoyen el desarrollo de la economía social, las empresas de la Comunitat Valenciana no reúnen las condiciones apropiadas para innovar con impacto.

En este marco, una fórmula para promover la innovación social en las empresas reside en hacer uso de la innovación abierta, recurriendo a estructuras especializadas como las startups o las personas emprendedoras. En esta línea, concluyeron los participantes, las entidades como los CEEI, los parques científicos de las universidades o los organismos municipales que promueven la innovación y el emprendimiento deben fomentar la economía social, cuidando especialmente el impacto de cualquier iniciativa que acojan en sus respectivos ámbitos de actuación.
5
1.559 visitas

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.
Al continuar con la navegación consideramos que aceptas su uso y nuestra política de cookies.

Aceptar